BNEW Barcelona
               LOG IN
We use our own and third-party cookies to analyze your navigation for statistical and personalization purposes. Click on configure cookies to personalize cookies or Accept to accept all cookies.
Config cookies    ACCEPT

Blog

22 July 2020

El e-commerce salta a una nueva dimensión

Antes de la pandemia del coronavirus, el comercio electrónico se encontraba en plena expansión. Pero el confinamiento ha acelerado la penetración del comercio electrónico en la sociedad española. Y parece que de forma definitiva. Para muchos establecimientos comerciales parece claro que la digitalización ha venido para quedarse y que su supervivencia depende de que sean capaces de adaptarse a este nueva realidad. En estos últimos meses, muchos negocios se han visto obligados a acelerar su adaptación tecnológica, en paralelo al cambio de hábitos de consumo de los consumidores, que han orientado sus compras hacia y desde el entorno online. En este contexto, será esencial para las empresas saber cómo utilizar la tecnología a su favor y conocer la importancia de dedicar recursos al marketing digital, que se convierte en un aliado para generar oportunidades de negocio. Los efectos de la Covid-19 acelerarán tendencias como la omnicanalidad –entender que la relación con el consumidor llega desde varios puntos de contacto– así como una mayor aplicación de la inteligencia artificial.

El 90% del comercio electrónico español redujo drásticamente sus ventas del 14 al 19 de marzo. Sin embargo, a partir de esa fecha algunos e-commerce en sectores muy concretos, como el de la moda o los complementos del hogar, triplicaron sus ventas diarias, mientras que otros, como la categoría de supermercados online –que no llegaba al 3% de cuota de mercado– dispararon exponencialmente sus ventas.

Este despegue del comercio electrónico sin duda acelerará los cambios tecnológicos para que la logística de la última milla alcance sus principales desafíos centrados en las entregas rápidas y eficientes y la sostenibilidad. De esta forma, la optimización de las rutas de distribución marcará el futuro del sector con el fin de reducir las emisiones contaminantes y el packaging. Además, será necesario acentuar la apuesta por la logística inversa para minimizar costes y ser más eficientes y sostenibles. La irrupción de los robots, cada vez más estandarizados, es otra de las tendencias, al igual que los vehículos guiados por mapeo dentro de los almacenes de logística.

También se extenderá el uso de las taquillas físicas o e-lockers para que cada persona recoja sus pedidos en puntos cercanos y con más flexibilidad que ahora, lo que contribuiría a su vez a reducir el uso de vehículos, disminuirá los atascos y mejorará la calidad del aire de las ciudades.

 

El e-commerce salta a una nueva dimensión
REGISTER
PRIVACY   TERMS OF USE
@2020 BNEW All rights reserved